Printable Version of Topic
Click here to view this topic in its original format
Comunidad Mágica: Le Valgrange > Soho > Meeting Vicktoria


Posted by: Percival Lotus Feb 10 2011, 02:00 AM
El ruido de los bares muggles se escuchaba a la distancia. Y se escuchaba cada vez más cerca mientras avanzaba hacia el centro del Soho. Era increible la cantidad de información que uno podia conseguir simplemente tomandose un trago en un pub cualquiera. Con un poco de observación aguda se podia ver entre el gentio a muggles, magos, miembros de La Brigada, miembros de El Movimiento, incluso a semi-gigantes y semi-veelas.

Era por eso que cada tanto viajaba allí. A informarme.

Aquella noche mis espectativas eran bajas. No habia pasado siquiera una semana desde la perdida de la mitad de los miembros de La Resistencia. El error en mi estrategia aun pesaba en mi mente. Mi sobretodo negro se agitaba con el viento.

Caminaba por una callejuela oscura. A un lado y al otro se veian las casa, pertenecientes a muggles en una posición economica poco deseable. La luz parpadeante de un farol iluminaba los primeros metros de un callejos. Me detuve al escuchar una voz.

"Ven aqui perra! No tengas miedo. Solo queremos jugar."

Me adentre en el callejon sin pensarlo. Camine unos pocos metros y pude ver la silueta de tres hombres que miraban en dirección a una muchacha rubia. Los gestos obscenos y los gritos se hacian más agresivos mientras me acercaba. No necesitaba muchas más pistas para entender lo que ocurria.

- Oigan muchachos. Creo que deberian disculparse con la dama. - -Dije mirandolos desafiantes. Una pelea lograria distraerme de mis preocupaciones.

"Y que haras al respecto si no te hacemos caso." Dijo uno de ellos empuñando una cuchilla.

- Respuesta equivocada. - Dije tomando la varita que se econtraba oculta en la parte interior del sobretodo y apuntando con ella al malhechor del cuchillo. El terror en el rostro del muggle no hizo más que elevar la adrenalina que sentia. - Sectusempra!! - Conjure sin misericordia. El cuerpo del muggle se mancho de sangre y cayo agonizante al suelo.

Lamentablemente otro de los muggles se habia acercado por un costado, sin que yo lo advirtiera. Para cuando me voltee una pistola apuntaba a mi cabeza. Aquella habia sido una mala jugada. No tenia espacio ni tiempo de realizar otro conjuro. Mi vida parecia terminaar allí. Por suerte estaba equivocado. No era el único mago allí.

Posted by: Vicktoria Böhm Feb 10 2011, 07:00 PM
La tienda de varitas había estado aquel día muy poco transitada, apenas dos personas habían ido allí a comprar su varita. Recordaba perfectamente sus rostros, pues la alegría que irradiaban sus ojos no era fácil de olvidar, dos chicos bastante pequeños, con sus respectivos padres, habían llegado por la puerta, y nerviosos, con la mano temblorosa, habían cogido por primera vez su varita. También podía recordar que una de las varitas que había vendido tenía un nucleo de aliento de dragón.

Vicktoria había cerrado antes de tiempo, pero de todas formas el sol ya se había escondido, y las calles de Le Valgrange iban quedándose poco a poco vacías, con el único sonido de sus pasos.

Caminando, no pudo evitar pensar en el por qué de que no solía visitar el mundo muggle con frecuencia. ¿Acaso tenía miedo de un ridículo muggle? ¿Un ser NO mágico? Negó con odio, ella nunca había estado asustada de nada que no fuera mágico. Así que quizás por convencerse a sí misma de que no le daba miedo ningún muggle, o simplemente por antojo, decidió visitar el mundo Muggle.

*

Su sentido de la orientación siempre había sido bueno, pero hacía tanto tiempo que no visitaba el Soho, que casi no sabía hacia donde dirigirse. Andaba sin más. Se sentía terriblemente observada, como un punto blanco en la oscuridad. Aunque nadie la estaba mirando. Se sentía insegura, rodeada de ellos. Pero se agarraba a su superioridad mágica para no caer presa de los nervios. Además de que de vez en cuando reconocía a un mago o a alguna bruja, o almenos pensaba que lo hacía.

Pensó en ir a tomar una copa. Pero en busca de un pub al que había ido hacía meses unas cuantas veces, acabo perdida en una especie de barrio de hogares muggles. Las luces del interior de las casas iluminaban su cuerpo, y el sonido de sus pisadas en el asfalto casi se perdía en el silencio. Creía que estaba sola.

Pero una voz coreada por unas risitas la sorprendió por detrás.

- ¡Ven aquí perra, sólo queremos jugar!

Por el tono en el que le hablaron, adivinó que se trataba de un muggle, y le extrañaba que fuera acompañado de algún mago. Así que se aseguró mentalmente de que llevaba la varita enganchada en los vaqueros, bajo la chaqueta; y en un rápido movimiento se giró, con la varita sostenida por su mano derecha. Eran tres hombres.

- Cuidadito con lo que tocas sucia rata muggle. - Siseó llena de odio y apuntándo con la varita al muggle que se había dirigido a ella. Pensó en un hechizo apropiado para darle una lección, el primer hechizo que su cerebro le proporcionó fue Avadakedavra, pero negó interiormente, no quería matar a nadie, no si no era necesario. - ¡Everte Stat...!

El hechizo quedo a medias, y la varita emitió un leve y casi inpercibible brillo azulado, pero no hizo nada. Un objeto contundente la había golpeado en el hombro derecho, y por acto reflejo, abrio la mano con la que sujetaba su varita.

El dolor de su hombro era insignificante con aquello. Vicktoria fue engullida por los nervios, estaba perdida, un muggle la había desarmado por detrás. Y eran cuatro muggles contra una bruja sin varita.

Entonces un rostro que habría reconocido en cualquier parte del mundo muggle o mágico intervino en la pelea. Percival Lotus había aparecido fortuitamente allí, y había lanzado un Sectusempra contra uno de los muggle. Vicktoria conocía todos los detalles acerca de Percival Lotus, era el líder de la organización que luchaba por sus ideales, mientras que él no tendría ni siquiera idea de que ella existía. Pero otro contratiempo tomó carta en la pelea, otro muggle apareció y aputando a la cabeza con un arma de fuego a Percival, lo había dejado sin escapatoria.

Vicktoria maldijo en aquel momento a toda la raza no mágica, ¡se movían en manadas!

Aprovechó el desconcierto del momento para recoger su varita del suelo agilmente, y apuntar con velocidad a el portador de la pistola.

- ¡Everte Statum!

La punta de su varita emitió un brillo azulado y el hechizo impactó de lleno en el pecho del muggle, que salió disparado por los aires hasta caer bocabajo unos cuantos metros más atrás.

Posted by: Story Feb 11 2011, 12:46 AM
Mientras el primer agresor caía al suelo víctima del Septusempra que había conjurado, la conjuración mágica atrajo hasta la escena a un SDM que vigilaba la zona. Pero no fue hasta el nuevo conjuro cuando sus sensores consiguieron encontrar la localización de la pelea. Un circulo rojo rodeaba la plateada esfera cuando en vuelo silenciosos se situó a la entrada del callejón y sin previo aviso “flasheó” a los allí presentes tomando varias fotos del lugar de los hechos.

Incidencia #0135. Violación de la prohibición de la realización de magia en lugar público. Avisando a las autoridades pertinentes...
[ ------------------------- 100%]
Tiempo de respuesta estimado: 4 minutos.
¿Órdenes?
Recibiendo... Recibidas.
Acción #3


- Ha sido usted descubierto realizando acciones prohibidas por el Decreto 45.2 Sección B. Por favor, espere en esta posición mientras llegan las autoridades. Gracias por su colaboración. - La voz metálica de la esfera retumbó en la zona.






-------------------

- Tenéis 1 turno para salir de escena antes de que aparezcan visitas indeseadas.
- Pasado este turno, la Administración tomará control de los agresores y de las autoridades que lleguen a la escena.
- Sí, podéis atacar al SDM pero ateneos a las consecuencias.
- Excepto la aparición TODOS los hechizos serán masteados.

Posted by: Percival Lotus Feb 11 2011, 01:31 AM
Antes de poder reaccionar el muggle que me apuntaba con la pistola salio despedido por el aire. Mire sorprendido hacia el otro lado del callehon. Allí la muchacha a la que los muggles molestaban sostenia en sus manos una varita. No pude evitar reir ante la cara de desconcierto de los muggles. No esperaban encontrarse con un mago, mucho menos con dos. Maravillosa era la imagen de fuerza y energia que proyectaba aquella mujer con su varita en la mano, apuntando a aquellos atemorizados muggles.

Un luz parpadeante que surgio a mis espaldas llamo mi atención. El SDM ya habia registrado la situacion y habia dado parte al Cuartel de La Brigada, Sin duda tendriamos un gran problema.

Aprovechando la distracción que provoco el Sensor De Magia apunté con mi varita al ultimo muggle que quedaba.

- Desmaius. - Dije tornando mi rostro seria. El muggle cayo al suelo, completamente inconsciente. Abria la boca intentado calmarlo a gritos, pero ninguns sonido salio de su boca. Su cuerpo se movia, como convulsionando. Mientras tanto el otro muggle, palido como la nieve, salio corriendo en direccion a la calle, agitando sus brazos de forma ridícula.

Me acerque a la muchacha que me habia llevado. Aquella mujer habia actuado rápido. Tenia buenos reflejos y, sin duda, una gran poder considerando la distancia que habia recorrido el receptor de su hechizo. Habia unos pocos centimetros de distancia cuando me detuve frente a la bruja. Sus ojos oscuros, debido a la escasa luz del lugar, me miraban con firmeza. No demostraba miedo. Algo que muchos sentían luego de verme atacar a una persona sin misericordia. Sonreí.

- Mi nombre es Percival Lotus. Creo que te debo mi vida. - Dije tomando su mano y besandola con una reverancia. - Lo minimo que puedo hacer por ti es invitarte un aunque creo que este no este no es un buen momento para ello.

Solte la mano de la maga. No habia mucho tiempo. Mi instinto me decia que me encontraba frente a una futura miembro de La Resistencia.

- Mañana al amanecer me encontraras en el "White Rabbit" - Susurré a su oido. - Ahora sera mejor que desaparescas. Yo me encargare de ese trasto y hare lo mismo. Espero volver a verte. -

Luego de unos segundos volte mi cuerpo y apunte al SDM. No podia arriesgarme a que mi imagen se hiciera masivamente conocida.

- Confringo! - Grite y sin siquiera comprobar el efecto de mi conjuro desapareci del lugar.

Posted by: Vicktoria Böhm Feb 12 2011, 12:17 PM
Todo pasó demasiado rápido.

Al lanzar su hechizo, un SDM apareció velozmente en escena. Y lanzó un flash a el callejón. Vicktoria llegó rapidamente a la conclusión de que su rostro podía haber quedado fotografiado por aquel sensor de magia, y que ahora mismo seguramente habría decenas de muggles que vendrían en su busca, para apresarla.

Cayó en la cuenta de que Percival Lotus se le había acercado, y estaba junto a ella.

- Mi nombre es Percival Lotus. Creo que te debo mi vida. Lo minimo que puedo hacer por ti es invitarte un aunque creo que este no este no es un buen momento para ello. Mañana al amanecer me encontraras en el "White Rabbit". Ahora sera mejor que desaparescas. Yo me encargare de ese trasto y hare lo mismo. Espero volver a verte.

Vicktoria rebobinó, atónita, a lo que acababa de asistir; el hombre al que admiraba le acaba de agradecer que le salvase la vida, cuando ella había hecho volar por los aires a aquel muggle encantada, y por si era poco, acababa de quedar con ella a la mañana siguiente. Casi no era consciente de lo que pasaba, así que no se percató de que le había cogido la mano.

- Allí nos veremos. - Dijo simplemente.

La voz metálica del SDM la sobresaltó y la devolvió al mundo real, había visto unos cuantos sensores de magia, pero jamás los había visto hablar. Una voz hueca y robótica les invitaba a quedarse y esperar a las autoridades. Vicktoria alzó la mano con la que sujetaba la varita y se dispuso a volar en mil pedazos aquel artefacto muggle. Pero Percival se le adelantó.

Oía los pasos de el muggle que huía corriendo, y casi poseida por la ira se volvió bruscamente y apuntó certeramente a la persona que corría alejándose de aquel lugar.

- ¡Devasto! - Y una explosión surgió exactamente del lugar en el que se hayaba el muggle corriendo.

Ni siquiera estaba segura de haber acabado con él, pero ahora sabía lo que tenía que hacer, salir de allí lo más rápido posible. No sabía hasta que punta llegaba el poder de aquel sensor de magia, y que cantidad de datos habría recogido, pero por si acaso, decidió no usar más magia.

Salió corriendo del callejón, y huyó por las calles del Soho.

Mientras corría hacia cualquier lugar de mundo mágico se puso a pensar en todo lo que había pasado. Memorizó el nombre de aquel lugar 'White Rabbit', repitiéndolo varias veces, para que no se le olvidara. Estaba terriblemente nerviosa, y deseosa de que llegara la mañana siguiente. No podía parar de pensar en que pasaría, y estaba segura, de que pasaría toda la noche sin dormir, esperando.

Posted by: Story Feb 12 2011, 11:55 PM
Percival Lotus es el único de los dos presentes que se atreve a atacar al SDM directamente, sin importarle las consecuencias de tal acto. Quizá por las prisas de desaparecerse del lugar el mago no es ni siquiera capaz de conjurar el hechizo, por lo que el SDM sigue intacto.

Su "compañera" Vicktoria Böhm parece no preocuparse por la esfera y sin intentar romperla, desaparece de escena.

A los pocos minutos llega un grupo de brigadistas que se encuentran el callejón despejado y con los cuerpos. Uno de ellos llama de inmediato a la ambulancia, mientras los otros inspeccionan los alrededor.

No hay rastro de los magos.

Pero tienen información útil.

--------------------------
Todos los actos tienen consecuencias.
--------------------------

Percival Lotus: 9 puntos de experiencia
Vicktoria Böhm: 9 puntos de experiencia

Powered by Invision Power Board (http://www.invisionboard.com)
© Invision Power Services (http://www.invisionpower.com)